Oops! It appears that you have disabled your Javascript. In order for you to see this page as it is meant to appear, we ask that you please re-enable your Javascript!
Ambiente

Alertan sobre nueva temporada de oruga venenosa en Casanare.

Entre diciembre y febrero la oruga incrementa su ciclo de reproducción.

El accidente lonómico se presenta al entrar en contacto con la oruga venenosa del género lonomia, situación que causa fallas en la coagulación de la sangre, que se aprecian como manchas de color morado o hematomas; también puede ocasionar hemorragias en las encías y orina con sangre en la persona afectada.

Generalmente, el contacto se presenta de manera accidental, dado que las orugas se agrupan principalmente durante el día en los troncos de los árboles, lo que facilita que se confundan con el ambiente. La especie se alimenta en la noche de las hojas de los árboles como el Lechero y Torcaso o Tórtolo, aunque también se han encontrado en Algarobo, Pomarroso, Mamoncillo, Tamarindo, Cadmio y en Bejuco Jala pa´ atrás.

Respecto a las características de identificación de las orugas venenosas, es importante señalar que su coloración es marrón verdoso, alcanzan hasta los 6 a 7 centímetros de longitud, forman colonias de 20 a 30 individuos; poseen espinas ramificadas distribuidas a lo largo del cuerpo y una marca blanca en forma de V o M cerca a la cabeza.

La principal recomendación para prevenir el accidente lonómico, es evitar tocar o entrar en contacto con la oruga venenosa; por lo que es necesario utilizar camisa y pantalón de manga larga, sombrero, botas y guantes para realizar labores de campo o recreativas en áreas rurales; observar cuidadosamente los troncos de los árboles, huecos, hojas y frutos antes de tocarlos.

En caso de entrar en contacto con la especie, es indispensable acudir de inmediato al centro de salud más cercano, aplicar agua fría o hielo en la zona del cuerpo afectada y retirar las espinas con cinta pegante. No se recomienda aplicar pomadas calientes o productos que generen calor local.

En los casos más graves es necesario suministrar suero antilonómico, el cual se gestiona a través del Centro Regulador de Urgencias y Emergencias, CRUE, ya que no está disponible en el mercado nacional.

Al Sistema de Vigilancia en Salud Pública (Sivigila) en el presente año han sido notificados tres casos de accidente lonómico, procedentes de los municipios de San Luis de Palenque, Hato Corozal y Tauramena, correspondientes a población adulta.

Todas las orugas hacen parte del ciclo de vida de las mariposas, necesarias para polinización de las plantas, por esta razón no deben eliminarse. Lo ideal es identificarla la lonomia e informar a las autoridades de salud, en aras de que se tomen las medidas sanitarias pertinentes.

Participe con SuVersión

comentarios