Comunidades

Punto Nuevo, Yopal se beneficia con proyecto de grado realizado por estudiantes de Unitrópico

Una transformación social busca tres estudiantes de la Facultad de Arquitectura de Unitrópico al integrarse con los habitantes del corregimiento de Punto Nuevo en Yopal y realizar por primera vez en la historia de esta facultad, un proyecto de grado en la modalidad investigación – acción participativa.

El proyecto se titula, “Viabilidad del uso de la guadua como material de construcción en el corregimiento de Punto Nuevo, Yopal”. Para su aplicación, los estudiantes Eduardo Molano Hernández, Omar Molano Vargas y Sebastián Gómez Echeverry, se dedicaron únicamente a materializar su estudio durante 8 meses, con el objetivo de beneficiar aproximadamente a 800 personas que habitan 6 veredas del corregimiento.

Durante la investigación, los jóvenes universitarios involucraron a la comunidad para adquirir conocimientos sobre el uso de la guadua y comparar sus cultivos con esta materia prima que comúnmente se usa en el departamento del Quindío para el desarrollo arquitectónico.

“Nosotros buscamos desde la academia generar un nuevo conocimiento, reconocer las potencialidades arquitectónicas de la guadua, aportar al desarrollo comunitario y fortalecer la relación entre la academia y la comunidad”, describió Eduardo Molano Hernández.

Por ello, los estudiantes adelantaron talleres formativos, dotaron con un inmobiliario en guadua al servicio de los estudiantes de la Institución Educativa Santa Teresa y ejecutaron aproximadamente un 80% de la construcción de un aula múltiple para actividades comunitarias y adecuaron un espacio para la organización social en el corregimiento. Para el desarrollo de estas construcciones, los estudiantes solicitaron a través de permisos y donaciones, el uso de la guadua que se cultiva en las fincas del sector.

“Este es uno de los primeros proyectos que se hace a escala uno a uno de manera real, esto es un precedente para los demás estudiantes y para todas las instituciones universitarias que están ligadas a la arquitectura de hacer trabajos que beneficien directamente a la comunidad y puedan generar nuevos horizontes para las personas que habitan estos territorios”, afirmó Omar Valderrama, decano de la Facultad de Arquitectura.

Por lo tanto, habitantes como Elsa María Hurtado, líder de Punto Nuevo, agradecen el desarrollo de obras como estás, que se espera sea terminada con aportes de la comunidad. “Este proyecto desde el momento que llegaron los arquitectos, me pareció algo muy importante y le he puesto alma, vida y corazón hasta donde esté a mi alcance. Su trabajo y esfuerzo es para nosotros una bendición”, afirmó.

Participe con SuVersión

comentarios